El poder de la boca

febrero 10, 2011 by  
Filed under Estudios Biblicos

Proverbios 18:21 (Reina-Valera 1960)
La muerte y la vida están en poder de la lengua, y el que la ama comerá de sus frutos.

Como lo he mencionado en muchas ocasiones por este medio, hay personas que tienen la creencia de que las cosas de Dios son difíciles y que solo los que van mucho a las iglesias o aquellos que son “muy espirituales” tienen acceso a ellas, de hecho por lo eso mismo suelen pedirles a otros que oren e intercedan por ellos, ya que se sienten incapaces de hacerlo por ellos mismos.

Afortunadamente Dios tenía todo esto previsto, por lo que se tomó el tiempo de escribirnos un instructivo de como recibir bendición entre otras cosas y lo plasmó por completo en la Biblia.

La Biblia nos enseña que Dios puso en nuestra boca poder, y quiero entender que fue de esa manera, ya que Dios mismo usa su boca para hablar bendición y otras cosas, recuerda usted que al crear al mundo Dios habló cada cosa antes de que sucediera?, también cuando el Pueblo de Israel estaba entrando a la tierra prometida, tenían que esperar a que Dios dijera que había puesto en manos del Pueblo a su enemigo para poderlo atacar de manera que las victorias estuvieran aseguradas, y la misma salvación que gozamos, fue dicha por Dios y anunciada desde cientos de años antes por Dios a Isaias.

A su vez, Dios dijo al crearnos que nos haría a imagen y semejanza suya, por tanto, mas alla de poner poder en nuestras manos y pies, o en nuestra mente, lo puso en nuestra boca, con ella podemos declarar que cosas que solo sucederían de manera natural en el Reino de los Cielos, sucedan en esta tierra donde habitamos, pero no solo eso, tenemos también el poder de acarrear maldición a nuestras vidas si aquello que sale de nuestras bocas no es lo correcto!.

La Biblia nos enseña que de aquello que abunda en nuestro corazón, de eso habla la boca, y hay personas que pasan la vida hablando mal de otros, o simplemente quejándose de todo, o peor aún, sufriendo audiblemente por lo que no les sucede o por lo que si les sucede (no se que es peor) y esperan que les sucedan cosas buenas!(ilógico).

Cuando pienso en esto, entiendo el porqué Dios en repetidas ocasiones nos invita a que la palabra de Dios habite de constante en nuestra boca y que aún la publiquemos en las paredes de nuestras casas, de manera que la podamos repetir de manera constante y tengamos el poder de Dios en nuestras bocas.

La cita de hoy es un recordatorio, pero a su vez una advertencia, ya que nos recuerda que si nuestras palabras son alineadas con el corazón de Dios, tenemos la garantía de que la bendición fluirá en nuestra vida y que aún las cosas que parecieran imposibles, sucederán, que tenemos el poder de inspirar al Espíritu de Dios a que derrame sus milagros en nosotros, pero pero también nos deja claro que si nuestro hablar esta lleno de maldición, desprecio, pesimismo, tendremos que comer inevitablemente de aquello que fluye por nuestra boca, ya que viene del corazón.

Así que mi invitación de este dia es a lo siguiente, tome un tiempo y escuchese, y notará que aquello que sucede en su vida esta diréctamente ligado con sus palabras, si lo que pasa en su vida es extremadamente bueno, siga adelante, pero si por alguna razón no es así, deténgase, y busque en intimidad al Padre, póngase a cuentas con El, pídale le ayude a limpiar su corazón, de manera que por su boca puedan fluir cosas nuevas y refrescantes y el poder de lo alto este en su boca de manera que vea milagros suceder por el simple hecho de declararlos en el oido del Dios todopoderoso.

Rene Giesemann
giesemann@gmail.com
Página en Facebook

Rene Giesemann

Rene Giesemann

Usando nuestra boca con poder

noviembre 25, 2009 by  
Filed under Estudios Biblicos

Mateo 16:19 (Reina-Valera 1960)
Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.

Pocas personas saben que su boca tiene poder, algunos tienen idea y piensan que pueden invocar la “Buena o mala vibra”, Incluso hay quienes piensan que el optimismo puede cambiar la situación de cualquiera.
Ciertamente la actitud positiva tiene mucha influencia en cómo nos sentimos, sin ella andariamos como decimos en Mexico “arrastrando la cobija”, pero no es el cambio de actitud el que puede cambiar nuestra situación, pero si lo que declaremos con nuestra boca.

La biblia nos enseña que en nuestra boca hay poder y esto es avalado por la cita de hoy, Dios promete a aquellos que han recibido de su Espíritu el poder de hacer valido aquello que declaran en la tierra, también en los cielos y sabe por qué es esto?

Es sencillo, una vez que recibimos del Espíritu de Dios recuperamos esa capacidad de comunicarnos libre y directamente con El, es entonces cuando empezamos verdaderamente a conocer y entender al Espíritu Santo y empezamos a usar ese poder que nos es otorgado.

Recuerda usted la parte de la oración del Padre nuestro que dice “hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo”? (Mateo 6:10), pues precisamente es una confirmación mas de esto ya que Jesús vino a esta tierra a ser ejemplo y después nos prometió que cosas aun más grandes e impresionantes haríamos en su nombre, y por tanto tenemos autoridad tanto en este reino (la tierra) como en el de los cielos.

Obviamente no podemos simplemente empezar a declarar cosas sin ton ni son así simplemente, Dios ante todo es un Dios de orden, El primero necesita que le conozcamos, que recibamos de su Espíritu, que aprendamos de su palabra y que empecemos a aprender a usar ese poder que nos da.

Por favor no entienda que usar su boca para declarar bien sobre usted es dificilísimo!, por el contrario, pero lo primero que tiene que hacer es cuidar lo que sale de su boca, es decir, usted puede no estar dándose cuenta de que esta atando algún mal sobre su vida (no solo aquí en esta tierra, sino en los cielos también) al ser negativo, al no creerle a Dios y sobre todo al buscar creencias alternativas (como tarot brujería, lectura de manos) y estar pactando con sus palabras, actitudes  y demás y con ello comprometiendo tanto en la tierra como el cielo su vida eterna.

Este día le invito a que empiece a escucharse y darse cuenta de cuantas cosas declara usted al día, dese cuenta cuántas de ellas son influencia sobre usted, y pida usted a Dios que le muestre a través de su palabra y su Espíritu Santo el cómo puede atar bendición a su vida y a la de los suyos y usar el poder de lo alto a su favor.

Rene Giesemann
giesemann@gmail.com
Página en Facebook

Rene Giesemann

Rene Giesemann